The Lunchbox: Los sabores del amor
Autor8
8Muy buena
Puntuación de los lectores: (3 Votes)
9.7

TÍTULO ORIGINAL: Dabba

OTROS TÍTULOS: The Lunchbox / Amor a la carta

AÑO: 2013

DURACIÓN: 104 min.

GÉNERO: Drama, Romance, Comedia

PAÍS: India

DIRECTOR: Ritesh Batra

ESTRELLAS: Irrfan Khan, Nimrat Kaur, Nawazuddin Siddiqui

 

En Bombay, diariamente y cerca del medio día, se distribuyen más de 200,000 dabbas (esos recipientes cilíndricos de metal compuestos por varias partes que se ensamblan una encima de la otra para transportar alimentos sin que se mezclen) que en Colombia llamaríamos portacomidas. Desde hace más de 125 años, los dabbawallas (quienes recogen los portacomidas llenos, se encargan de llevarlos a su destino y posteriormente de devolverlos vacíos) cumplen con la tradición de muchos de los “oficinistas” de almorzar con comida hogareña, caliente y fresca, preparada tan solo unas horas antes, bien sea en sus casas por sus esposas o madres, en las casas de alguien más que se dedica a este oficio artesanalmente para un grupo de personas, o en pequeños restaurantes de barrio.

Esta tarea de distribución, que a pesar de su volumen parecería sencilla, se basa en realidad  en un sistema logístico complejo y altísimamente eficiente, que conecta miles de orígenes con otros miles de destinos, involucrando múltiples sistemas de transporte y transbordos entre ellos, incluyendo pequeños camiones, trenes, ferris, y principalmente la bicicleta. Como lo cuenta uno de los dabbawallas en esta película, simpáticamente convencido y muy enterado, el sistema de distribución ha sido estudiado por la universidad de Harvard y otras de su nivel, ha sido visitado por el Rey Carlos de Inglaterra, y  es mundialmente famoso por su bajísimo índice de error: cerca de 1 en cada 8 millones de entregas. Y es precisamente uno de estos improbables errores el que permite que la historia de esta película se desarrolle.

The Lunchbox (Poster)En una metrópoli superpoblada, paradójicamente dos personas viven su soledad en diferentes lugares de la misma ciudad. El (Saajan), un trabajador a punto de jubilarse, viudo y amargado, que vive la soledad de su autoaislamiento. Ella (la bella Ila), una ama de casa joven, infeliz en su matrimonio, madre de una hija pequeña, que a pesar de estar rodeada de personas vive la soledad que producen la incomprensión y el guardar en silencio sus penas.

Cada mañana Ila prepara con esmero para su esposo sus mejores recetas, con la ilusión de reconquistarlo, o al menos de llamar su atención a través del gusto. Ocurre sin embargo el inimaginable error, y un buen día el dabbawalla empieza a llevar a Saajan las preparaciones de Ila. Se abre así una ventana de comunicación anónima entre los dos personajes (cartas van y vienen en el portacomidas), basada en un lenguaje particular que mezcla mensajes cortos, siempre profundos, con sabores y aromas. Él descubre que a pesar de los múltiples muros que ha levantado, todavía tiene espacio para sentir y para soñar, y ella encuentra que todavía es posible que alguien la escuche y se interese en ella. Pero como en todas las relaciones “virtuales”,  surgirá la duda sobre si conocerse en persona será un acierto o un error.

Las actuaciones de Nimrat Kaur e Irrfan Khan son bastante auténticas, convincentes y profundas. La película tiene además un muy buen personaje secundario en Shaikh, el aprendiz de Saajan, que agrega humor y comedia a la historia, rayando a veces casi en lo “bollywoodense”, lo cual lejos de ser negativo, le aporta a la película contraste y gracia. El director Ritesh Batra no evita del todo los lugares comunes, sin embargo los usa discrecionalmente y con sentido.

Transportarnos contundentemente a este mundo rústico, exótico y diferente, donde – en plena era digital – este sistema fascinante de reparto de comidas caseras sirve como vía de comunicación para Ila y Saajan, es por sí solo un logro que no es menor; sin embargo la película es más que esto, y al igual que las comidas que se reparten, es fresca y sus sabores y aromas permiten intuir matices más complejos.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.