Eso que llaman amor
Adriana Bernal Mor6
LO MEJOR
  • El interés por las historias personales y la constante exploración de lo más íntimo de los personajes cotidianos de nuestra sociedad.
LO MALO
  • En algunos momentos el ritmo es un poco lento, pero se entiende la decisión por el tipo de propuesta de la película.
6INTERESANTE

 

eso-que-llaman-amor-poster

AÑO: 2016

DURACIÓN: 90 min

GÉNERO: Drama

PAÍS: Colombia

DIRECTOR: Carlos César Arbeláez Álvarez

ESTRELLAS: Pedro Julio Arias, Yira Plaza, Cristóbal Peláez, Beatriz Ángel, Linsy Holguín, Hiro Yuki Ono, Jhon Mario Restrepo, Adriana Janeth López Arteaga, Alejandra Bustamante.

 

Carlos César Arbeláez encantó muchos corazones con su primera película Los colores de la montaña. El destacado trabajo con niños sin formación actoral demostró el talento inigualable de un gran director, pues además de configurar muy bien toda la historia, logró guiar a sus actores en una travesía de la que conocieron la temática real sólo el día del estreno de la película.

Después de algunos años, llega nuevamente a las salas con Eso que llaman amor. Aunque es una producción que se aleja en cierta medida de la anterior, sigue manteniendo vivo el interés del director por enfocarse y desarrollar conflictos personales en contextos muy nacionales y cotidianos. Es notable su sensibilidad, interés y trabajo en temáticas que afectan a poblaciones que normalmente no tienen una voz, y que dentro de sus realidades tienen que luchar con situaciones que aunque parecen normales y funcionales afectan negativamente la vida y el futuro de quienes sufren para sobrevivir.

En esta ocasión, historias de vidas muy diferentes convergen en una producción que de forma detenida se centra en explorar momentos muy naturales del diario vivir de personas que se ven forzadas a luchar entre sus deseos, sus sueños, el amor, el pasado, los recuerdos, el futuro y las limitadas oportunidades que la sociedad les proporciona. Están obligados a sobrellevar una vida enfocada en subsistir emocional, socialmente y económicamente.

Conducida bajo un ritmo lento, detenido y espaciado, Eso que llaman amor está lejos de ser una producción enfocada en fuertes y dramáticos puntos de giro, pues más que todo sentí que las situaciones presentadas en la pantalla son lo suficientemente personales y profundas que ameritan de esos minutos para respirar y exponerse completamente al espectador.

Escenas del rodaje de la pelicula Eso que llaman amor, dirigida por Carlos Cesar Arbelaez y producida por Juan Pablo Tamayo en el 2013.

El punto más favorable es justamente el trabajo introspectivo con el que se van transformando los personajes, porque aunque no se desarrollen arcos dramáticos muy sorpresivos, se mantiene el interés por descubrir el avance de sus situaciones. Se denota con cada una de las historias que los conflictos personales muchas veces van más allá de lo que superficialmente se especula, y que detrás de cada acción existe un drama personal que determina indiscutiblemente la forma de actuar de cada uno en la vida.

Fotofija de una escena de la película Eso que llaman amor, hecha en Medellin-Colombia por el director Carlos Cesar Arbelaez

Es una película sencilla, que centra sus armas en la exploración de la intimidad más sentimental de las personas. Más allá de querer impresionar, lo importante es pensar y entender cómo desde diferentes miradas un conflicto, una situación y un problema pueden cambiar de significado e importancia. Aunque sigo queriendo mucho más el primer trabajo de Arbeláez, esta película hace parte del ejercicio y la búsqueda del director, que sin duda alguna admiro por su sensibilidad y por el interés que tiene de encontrar historias en lo más íntimo de la humanidad, haciendo que sintamos y vivamos con el corazón el cine.

Sobre El Autor

Adriana Bernal Mor
Equipo Distinta mirada

Colaboradora

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.