En la penumbra
Humberto Santana6
LO MEJOR
  • La actuación de Diane Kruger
  • La sensibilización sobre la problemática del neo-nazismo, relativamente incipiente pero muy peligrosa
LO MALO
  • Se queda en medias tintas, resultando instrascendente
6Interesante

TÍTULO ORIGINAL: Aus dem Nichts

OTROS TÍTULOS: En la sombra / En pedazos / In the Fade

AÑO: 2017

DURACIÓN: 1h 46min

GÉNERO: Drama / Terrorismo / Venganza

PAÍS: Alemania

DIRECTOR:  Fatih Akin

ESTRELLAS: Diane Kruger, Denis Moschitto, Numan Acar

 

El director y en este caso co-guionista Fatih Akin siempre ha sido interesante. Desde la potente Contra la pared (Head-On), pasando por la emocionante Desde el otro lado (Auf der anderen Seite), hasta la divertida Soul Kitchen, Akin siempre se ha caracterizado por su versatilidad en los géneros cinematográficos que aborda, su aversión al encasillamiento y su dirección siempre ha estado marcada por el realismo honesto, característico del cine de esta parte del mundo. Soul Kitchen, la última mencionada, sin ser su mejor producción, capturó el interés de Hollywood para hacer el deslucido remake “No Reservations“, protagonizado por Catherine Zeta Jones.

En la penumbra, su nueva película, aparece más que interesante sobre el papel. Del devastador drama de una madre que pierde a su familia en un atentado terrorista, presumiblemente tratado con la sensibilidad y profundidad de sus mejores trabajos, la cinta promete dar un vuelco bizarro y radical para convertirse en thriller enmarcado en la siempre controvertible venganza personal.

Para esta película Akin optó por Diane Kruger, una protagonista que maneja perfectamente el inglés y el francés además de su nativo alemán, versátil y curtida tanto en películas netamente independientes (Joyeux Noel o Les garçons et Guillaume, à table!), como en otras muy reconocidas (Inglourious Basterds o Farewell, My Queen), así como en la exitosa serie The Bridge. Su actuación en En la penumbra le valió el reconocimiento del premio a mejor actriz en Cannes 2017, y es indudable que sobre su actuación llena de vida se apoyan los mejores momentos de esta película.

 

 

Habiendo expuesto todo el contexto que enmarca el trabajo de Akin, sorprende lo intrascendente que resulta el producto final. Extraña que sus buenas intenciones, materializadas en un guion atrayente y bien trabajado, se hayan quedado finalmente solo en eso y haya optado por una ejecución que se siente común, como si quisiera hacerla más digerible, menos densa que otros de sus trabajos, sacrificando su propia esencia. Los riesgos a los que invitaba su concepto cinematográfico fueron minimizados, extirpando gran parte de su carácter, para dejar tan solo unos cuantos vestigios reconocibles. El giro de drama a thriller, en lugar de conseguir un resultado con dos personalidades definidas, deja la película a medias, en un limbo que no termina de convencer en ninguna de sus facetas.

 

 

Pero aunque la cinta no haya llegado a ser lo que hubiese podido, el director, fiel a su ideología y motivación cinematográfica, al igual que en casi la totalidad de sus trabajos, no solamente hace una radiografía de un aspecto fundamental de la problemática social contemporánea turco-alemana (y en últimas de alcance global), sino que hace una denuncia que busca claramente sensibilizar y crear conciencia. Cuánto habrá que esperar para que los brotes de neo-nazismo, sea en Alemania, Estados Unidos o cualquier otro lugar, se tomen realmente en serio?

 

 

Sobre El Autor

Humberto Santana S.
Dirección Distinta Mirada

Dirección Distinta Mirada

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.