El gran hotel Budapest
Autor9
H. Santana (Dirección Distinta Mirada)9
A. Quintero (Dirección Distinta Mirada)8.5
8.8Nota Final
Puntuación de los lectores: (10 Votes)
8.2

TÍTULO ORIGINAL: The Grand Budapest Hotel

AÑO: 2014

DURACIÓN: 100 min.

GÉNERO: Comedia

PAÍS: Estados Unidos

DIRECTOR: Wes Anderson

ESTRELLAS: Ralph Fiennes, F. Murray Abraham, Mathieu Amalric, Adrien Brody, Willem Dafoe, Jeff Goldblum, Harvey Keitel, Jude Law, Bill Murray, Edward Norton, Jason Schwartzman, Léa Seydoux, Tilda Swinton, Tom Wilkinson

 

Vaya por delante que siento gran debilidad por Wes Anderson, el autor de ese pastel dulce y deliciosos llamado “El gran hotel Budapest”. Me arrodillo ante su humor fino, sus personajes, su fotografía y sus enredadas y alocadas tramas. Y creo además que con esta película ha conseguido su trabajo más redondo hasta la fecha.

Los actores están maravillosos, los saltos temporales, la química entre los personajes, las localizaciones y el tono de la película me resultan acertadísimos. Ralph Fiennes se encuentra en estado de gracia y nos regala las mejores escenas de la película.

The Grand Budapest Hotel (Poster) Distinta MiradaDe hecho, un leitmotiv dentro del film son los pasteles a los que el personaje del bueno de Ralph es adicto. Pues bien, esos pastelitos que aparecen son una gran metáfora de cómo es esta película: bonita por fuera y tierna por dentro, colorista, dulce y que deja un gran sabor en la boca.

Puede parecer una película menor por su estilo y premisa, pero transmite gran veracidad en cada uno de sus fotogramas. Las diferentes capas que componen la historia están perfectamente hilvanadas y todo el guión se sostiene sobre un reparto de lujo que no permite que el ritmo de la trama flaquee en ningún momento.

He de avisar que no se trata de una película de carcajada. Es una comedia inteligente y fina, más de sonrisa. Pero de una sonrisa continua que a mí me mantuvo feliz durante todo el metraje y hasta que llegué a mi casa. Es el relato de un lugar y de una época convulsa que ya nunca volverá. Y, mientras ves la película, te dan ganas de pertenecer a esa gran familia que es El Gran Hotel Budapest. Te implicas con sus pequeñas historias, tan ricas en matices. Te encariñas de los actores y de sus defectos. Y tengámoslo claro, cuando uno se enamora de verdad de alguien es cuando uno es capaz de apreciar los defectos del otro, y quererlos.

Lo mejor: Los actores, sobre todo Ralph Fiennes, los decorados, Ralph Fiennes, la fotografía, Ralph Fiennes, el ritmo… ah, y Ralph Fiennes.

Lo peor: Que pueda parecer una comedia menor. Y que no podamos tener una película de Wes Anderson cada año.

(publ. Abril 5 de 2014)

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.